junio 24, 2009

¡No cabe nada!

Ahora que las vacaciones se aproximan, mi marido  y yo nos hemos dado cuenta de que tenemos un problema: no nos cabe casi nada en el maletero del coche.

Cuando hace unos 4 años lo compramos, jamás nos imaginamos que nuestro Renault Megane no sería suficiente tiempo después. Mi marido va en moto a trabajar, yo iba en autobús a mi anterior trabajo y nos parecía más que suficiente para una pareja con ánimo de tener un hijo como mucho. Y así fue hasta que llegó Carlos. Hasta ahora, mi niña mayor, mi marido y yo cabíamos más o menos bien y las maletas, cuna de viaje y las ochenta bolsas que siempre surgen a la hora de irse de vacaciones se acoplaban de una manera u otra en el maletero.

caremnblog.jpgSin embargo, con Carlos, los bultos se multiplican y el espacio parece que se ha reducido. Entre el cochecito, la cuna de viaje, las bolsas de los niños con los mil cambios de ropa, leches maternales, sacaleches, pañales por si las moscas, hamaquita, la silla de seguridad de Ana, nuestra minimaleta (he aprendido a reducir el contenido de mi equipaje a un nivel inimaginable hace unos años, aunque la mascarilla capilar y mis cremas no las dejo por mucho que mi chico se empeñe en que esos potingues no son importantes y afirme rotundamente que es imposible que los use todos en una semana ¡hombres!), etc los que eparece que no entramos somos nosotros.

¿Tendremos que plantearnos cambiar de coche? ¿Cómo hacían nuestros padres y abuelos cuando eran ciento y la madre y cabían todos en un 600? O eso dicen, porque yo, empiezo a dudarlo mucho.

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

5 Comentarios

  • 1. Cosas de Bea M  |  junio 25, 2009 at 13:28

    Te acabo de descubrir y me he identificado contigo, porque justo hoy me he enterado de que stoy de nuevo embarazada!
    Te seguiré!
    Saludos
    http://cosasdebeam.blogspot.com

  • 2. Carmen  |  junio 25, 2009 at 20:51

    Cosas de BEa M: ¡enhorabuena por tu embarazo! Ya nos contarás cómo te va y cómo te organizas!!

    Saludos

  • 3. Paula  |  junio 29, 2009 at 10:43

    Ay carmen…yo no sé que haré el día que tenga un hijio…ya llevo el maletero a punto de explotar con mi maleta, mis bolsos adicionales y demás mandangas..y eso que tengo un Picasso de maletero casi insuperable!
    Me veo añadiendo un remolque!!!
    Un besote!

  • 4. Elena  |  julio 2, 2009 at 8:42

    Mi querida Carmen,

    ¡Esa misma pregunta me llevo haciendo años!.

    Ahora no tenemos hijos, y cada vez que viajamos, no salimos de casa sin 2 macro-maletas, las 2 bolsas de palos de golf y, obviamente, el portátil. Así vamos, con los asientos traseros del Golf tumbados.

    Y yo no puedo evitar pensar, ¿qué haremos cuando tengamos un enano?. La opción de comprar un cofre y plantarlo en el portaequipajes del techo es valorable.

    Me maravilla lo que cuentas sobre tu maleta. ¿Economizar dices?. Yo no puedo ni imaginarme hacer la maleta sin un numero “x” de conjuntos y accesorios perfectamente coordinados. Dicen que cuando se es madre, una aprende a ser más práctica…¡vivir para ver!.

    ¡Un beso enorme!

  • 5. Carmen  |  julio 2, 2009 at 13:19

    Elena, te aseguro que aprendes muy bien y rápido a “economizar” los modelos y los complementos a juego…. ;O) Cuando tengas un enano, lo harás estupendamente!!! incluso hasta harás maletas mini!!!

Deja un comentario

Requerido

Requerido (permanecerá oculto)


nueve + 1 =

Subscríbete a los comentarios via RSS